viernes, 19 de diciembre de 2014

Una Luz al Final del Camino




Soy aquella imagen que se desplaza en reversa 
por un tiempo que nunca existió.
Una sombra difusa de esa suave brisa 
que alguna vez te atravesó el alma mientras dormías.
Soy ese espíritu disipado que te espera en silencio, 
nutriéndose de cada una de tus miradas indiscretas.
Soy ese resplandor que te acaricia la piel sin dejar huellas 
pero que se roba toda tu esencia en un respiro.
Y mientras la luna te envidia, yo solo te observo 
en las noches más solitarias con mi corazón anhelante.
Miro a través de tus ojos marrones todo lo que quise ser 
y todo lo que soy para ti ahora.
Y temo perderte entre tantas miradas, 
pero no puedo alejarme de tu mágica presencia ni por un segundo
porque mi aliento va contigo.

Soy ese pensamiento recurrente en tu mente, 
esa extraña brisa sobre ti con ese perfume que adorabas de mí.
Como un sueño dentro de un sueño yo soy quien dibuja tus deseos
¡y no voy a dejarte nunca amor!.
Porque mi alma ya fue tocada por vos, con ese amor que se hizo eterno en nuestros ojos una vez y para siempre.

¿Puedo dormirme entre tus brazos?

Porque me siento seguro cuando estoy atrapado 
por el calor de tu cuerpo.
Sé que estas cerca de mí, quizás leyendo estas palabras
Y no puedo abrazarte en este momento de tristeza infinita.
Este viaje solitario alejará tus labios de mis labios para siempre.
Hundirá las ilusiones que ambos proyectamos 
en aquellos días grises
mientras la lluvia borraba todo a nuestro alrededor. 
Entonces el mundo cambio de aspecto.
La sombra dejo de ser sombra.
y la luna se torno oscura en tus pupilas en lágrimas.

¿Puedo pedirte que guíes mis sueños?

Porque tengo miedo que me olvides y 
alcanzo la paz cuando voy de tu mano.
Hay una luz tibia al final del camino 
y no quiero recorrerlo sin antes pedirte perdón por dejarte rápido.

¿Puedo besarte por última vez?

Porque no existe, en la vida y la muerte un sabor tan perfecto que el sabor de tus labios en los míos.
Adiós amor, no serás tú quien seque mis lágrimas, ni yo quien enjuague las tuyas 
Pero te dejo todos mis sueños
Para que nunca te olvides.
Que me llevas dentro.


                                                                        por: Luis Sadra


©*Todos los escritos de este blog están protegidos por derechos de autor. Esta prohibida su alteración e uso de los mismos sin hacer alusión al nombre del autor.
Esta permitida la difusión de los mismos en cualquier medio, teniendo en cuenta el paso anterior.




/SUSCRÍBETE A ESTE BLOG.